Mujeres deportistas en los medios

Publicado: octubre 4, 2013 en OPINIÓN
Etiquetas:, , , , ,

BALONCESTOLaura Aguilar  @LauretaAguilarH

Como ya he mencionado en “análisis y corrección” a continuación me gustaría pasar a profundizar en el concepto “mujeres y deporte”, en la construcción del cual considero de vital importancia el papel de los medios de comunicación.  En primer lugar, como ya he mencionado en el otro post, según diversas encuestas e investigaciones elaboradas por el Consejo Superior de Deportes y otras instituciones, la representación de mujeres deportistas en los medios se encuentra totalmente desequilibrada respecto a la de hombres o en los mejores casos (aunque realmente no sé que es mejor) aparece sesgada , es decir “se muestra lo que se quiere mostrar”.

La verdad es que para confirmar este hecho, ni siquiera es necesario recurrir a ningún estudio, basta con entrar en cualquier diario deportivo, ver las noticias o escuchar la radio. Los medios son un claro formador de opinión pública, influyen sobremanera en las opiniones de la audiencia, en su manera de pensar, en como estos reciben las noticias y perciben la realidad, nos indican (sin que nos demos cuenta), que asuntos deben tener importancia y a cuales no debemos prestar atención. Si nos atenemos a esto, extraemos que por tanto “sólo el deporte practicado por hombres es importante” y bajo mi punto de vista, esto repercute directamente en la realidad que vivimos fuera de los medios, en nuestro día a día, puesto que esto deja a  niñas, adolescentes y mujeres sin modelos de referencia y éxito que las animarían a comenzar, trabajar o realizarse en el ámbito deportivo.

Actualmente vivimos en una sociedad que  otorga gran importancia al deporte, muchos “modelos sociales” , en este caso los ídolos deportivos con gran prestigio para la infancia, los crean los medios de comunicación, de forma que si sólo contamos con referentes masculinos, véase Messi, Nadal o Alonso, los niños y jóvenes (y también adultos) encuentran referentes positivos en este ámbito mientras que niñas y jóvenes (y también adultas) carecen de ellos. Existen muchísimas mujeres deportistas ejemplares, que obtienen espectaculares resultados, superan marcas y ganan trofeos, pero si los medios las invisibilizan, estos valores positivos no llegan ( o lo hacen en contadas ocasiones) a las mujeres. Pongamos como ejemplo el caso de Amaya Valdemoro, una muy buena jugadora de baloncesto, que en una encuesta a pie de calle en Málaga , sólo resultó conocida por el 20% de las personas entrevistadas.

¿Y si les preguntamos a los periodistas? Los argumentos más utilizados para esquivar esta realidad son que “las deportistas 2012-09-09_FCB_FEMENINO_A_-_RAYO_VALLECANO_005.v1348585827no ganan tanto, no tienen tantos éxitos deportivos”, pero me basta un simple ejemplo para desmontar esta teoría cogida con pinzas: Dos antropólogas de la UPV contaron en el Diario Vasco en 2007, que ” aquel había sido un año de sonrisas y de lágrimas; de sonrisas porque Josune Bereziartu, Edurne Pasaban, Naroa Agirre, el equipo del Akaba Bera Bera, el Hondarribia de baloncesto, las chicas del Athletic las llenaban de satisfacción; eran triunfadoras y estaban en lo más alto, pero los medios no lo reflejaban. También aquel año había sido de lágrimas en una temporada aciaga para la Real Sociedad, el Athletic Club deBilbao, el Alavés, el Bruesa Gipuzkoa, el Bidasoa; el deporte masculino carecía de éxitos y, sin embargo, copaba la actualidad deportiva en todos los medios de comunicación de Euskadi.”

Parece que existe detrás de todo esto, un miedo oculto a que el aumento de informaciones relativas a mujeres perjudique  al interés de la audiencia masculina, lo que aún más profundamente podría traducirse en “romper con los estereotipos” y acabar desmontando el discurso marcadamente sexista que se esconde detrás de todo esto.  Personalmente considero que el resultado sería favorable para todos puesto que se rompería el círculo vicioso de la escasa práctica deportiva en mujeres: es decir, el darles más visibilidad promovería que más deporte fuera practicado por mujeres y por tanto podríamos llegar a hablar de una cobertura real y respetuosa desde los medios de comunicación, aumentarían los patrocinios y el poder y los recursos de las federaciones, redundando todo esto en un incremento de la IGUALDAD REAL. Con esto no sólo ganaría el deporte, también lo haría la sociedad. Es cierto que existen muchas recomendaciones a los medios con el fin de garantizar la visibilización de la mujer deportista, resaltando sus logros y transmitiendo una imagen positiva, como el “Manifiesto por la igualdad y la participación de la mujer en el deporte” promovido por el Consejo Superior de Deportes en 2009, o algunos programas que, en colaboración con el Instituto de la Mujer se llevaron a cabo en la Corporación RTVE durante siete años, pero parece que nada de ésto ha sido implementado.

Los productores de mensajes no se limitan a reflejar la realidad, deben interpretarla, construir significados, los cuales, acaban por modelar nuestras acciones. Por tanto, si en la información deportiva se obvia a las mujeres o se presentan sólo las noticias que resultan atractivas para los hombres, se están sin duda reforzando los estereotipos y roles de género, reforzando los valores tradicionales sobre la superioridad y dominación masculinas y la inferioridad y subordinación femeninas. Son muchas las mujeres a las que he escuchado decir: “no me gusta el deporte” o “yo no veo deportes” y realmente nunca me había parado a reflexionar sobre el tema, pero al hacerlo, me he dado cuenta de que tenemos tan calados estos discursos, que aunque a veces sí había pensado en que en algunos deportes existe una clara discriminación hacia el género femenino, nunca había considerado que la poca repercusión y cobertura que los medios dan a la gran cantidad de mujeres deportistas existentes podría estar influyendo directamente en esto, en que veamos normal que a una gran mayoría de mujeres no le guste ver deportes, o hablar de deportes, o lo que es peor, practicar ciertos deportes “porque son de chicos”. Si sólo nos paramos a pensarlo dos segundos, resulta totalmente ridículo pero sirve como claro ejemplo del gran poder de influencia (que sin que nos demos cuenta) ejercen los medios de comunicación, así como de que la “manipulación de las mentes” está siendo efectiva.

6555CB2C1AC3DA27B3B4DF5D59CEECRealmente, sólo atendiendo a la recomendación de aumentar el número de informaciones protagonizadas por las deportistas y evitar la estereotipación, estaríamos dando un gran paso para  conseguir la igualdad en el ámbito deportivo,  ¿pero esto interesa a los medios y a quiénes hay detrás de ellos? Sin duda las mujeres tienen mucho que aportar al mundo del deporte y es por ello que desde los medios, se debería atender a las recomendaciones y medidas  ofrecidas por los organismos internacionales y nacionales para conseguir la igualdad y comenzar a darles voz, mostrarlas en las informaciones, seleccionarlas  como fuentes, utilizar un vocabulario no sexista,  dejar de seleccionar noticias estereotipadas o ridículas y permitir así el surgimiento de un mayor respeto hacia la práctica deportiva de las mujeres entre la audiencia que a su vez, repercutiría en una igualdad más efectiva y en la formación de un concepto del deporte diferente y mucho más sano para la mujer y para toda la sociedad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s